El ruido perjudica tu salud, pero no sólo auditiva

El ruido perjudica tu salud, pero no sólo auditiva

El ruido o contaminación acústica, ya sea en el trabajo o en las actividades diarias de la vida cotidiana, como los entornos ruidosos que generan conciertos y otros espectáculos, bien el contacto constante con automóviles o vehículos de transporte urbano, aviones o trenes, es una fuente potencial de daños para la salud de las personas. Todos hemos oído hablar de la pérdida de audición inducida por el ruido, un problema que puede ser temporal o permanente y que puede afectar uno o ambos oídos, aun cuando no se percibe que está dañando su audición, pero existen muchas otras consecuencias para la salud en general, que pasamos a detallar en esta publicación.

El ruido no sólo perjudica a la salud auditiva, también a la salud en general; así lo contempla la Organización Mundial de la Salud (OMS) que aporta nuevas evidencias sobre cómo la exposición a fuentes de ruido está directamente vinculada con padecimientos cardiovasculares, problemas de sueño y discapacidades cognitiva. También están los problemas auditivos, especialmente en los niños.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advierte que el ruido excesivo daña seriamente la salud humana e interfiere con las actividades cotidianas de las personas en la escuela, el trabajo, el hogar y durante el tiempo libre. El #ruido puede perturbar el sueño, causar efectos cardiovasculares y psicofisiológicos, reducir el rendimiento y provocar respuestas molestas y cambios en el comportamiento. La OMS también asegura que el ruido del tráfico daña la salud de casi una de cada tres personas en Europa. Sin embargo, uno de cada cinco europeos está expuesto regularmente a niveles de ruido por la noche con gran potencial de dañar la salud.

El exceso de ruido provoca consecuencias negativas a nivel auditivo, pero también afecta a nuestra salud en general. Ahora sabemos que también a la cardiovascular. Un estudio danés demuestra, por ejemplo, la relación entre el bullicio generado por el tráfico y un mayor riesgo de infarto. Alrededor del 40% de la población en los países de la Unión Europea padece un ruido del tráfico rodado en niveles superiores a 55 decibelios (db); un 20% se somete a más de 65 dB durante el día; y más del 30% a más de 55 dB durante la noche, cuando lo recomendado por la #OMS en su nueva guía es de 40 decibelios como media anual global del nivel de ruido nocturno.

Para analizar los efectos del ruido en la salud cardiovascular, un grupo de investigadores de la Sociedad Danesa del Cáncer estudió 57.053 personas de 50 a 64 años. El trabajo, tuvo una media de seguimiento de 9,8 años y arrojó como resultado que la exposición al ruido del tráfico se asoció significativamente con infarto de miocardio. Los datos apuntan que existe un 12% más de riesgo de sufrir un ataque al corazón por cada 10 decibelios de ruido.

Medidas contra el ruido

La principal consecuencia del ruido en la salud es, sin duda, la #auditiva. Por ello y ante los problemas de #Hipoacusia vinculados al exceso de ruido, desde #Audiotechno Centros Auditivos ofrecemos unas medidas básicas pero sumamente útiles para evitar problemas derivados del ruido, entre las que destacamos:

  • Acudir a revisiones periódicas, especialmente a partir de los 50 años
  • Limitar el volumen y el tiempo del uso de dispositivos como los MP3
  • Mantenerse alejado de altavoces y usar protectores auditivos en las situaciones que así lo requiera
  • Utilizar protectores auditivos en entornos con contaminación acústica
  • Vigilar las consecuencias de la exposición al ruido en el trabajo

 

No Comments

Post a Comment